1 de julio de 2009

Mi nombre es Asher Lev



Todo mi agradecimiento a un miembro anónimo del blog que me remite una breve reseña de un libro, de un escritor que no me es desconocido: Chaim Potok. Autor de obras como La promesa o Los elegidos, Potok nos ofrece como indica nuestro anónimo seguidor una historia interesante en una novela que trata algunos de los temas constantes en la obra del escritor como son la religión, el conflicto entre el mundo y la conciencia y los problemas para seguir el propio camino sin dejar de ser coherente con las creencias personales. A continuación os remito la reseña de nuestro seguidor.
Mi nombre es Asher Lev de Chaim Potok
Historia de un niño judío que nace con un don, que tiene que hacer rendir pero que le genera muchos sufrimientos. Ser genio no es una aventura fácil. Asher Lev es un niño judio observante que pertenece a una familia profundamente religiosa y que tiene un don muy especial: es un genio que no puede dejar de pintar y dibujar el mundo que le rodea. En este don esta el origen del conflicto con lo que más quiere la familia y su comunidad. ...

2 comentarios:

  1. Anónimo7/03/2009

    Es un libro que gustará a buenos lectores y sobre todo a artistas. es decir a aquellos que se interesan por la pintura. Muy bien ambientada en el mundo judio, en el que uno se situa muy bien. Recuerda de alguna forma a "Un día de placer" de Winter. Os animo a leer uno de los dos

    ResponderEliminar
  2. Su lectura te sumerge en un mundo poco conocido que existe. El conflicto existencial de Asher se experimenta vivo y potente y está excelentemente descrito y desarrollado. Es un libro sensible e inteligente cuya problemática trasciende la anécdota.

    ResponderEliminar

ENTRADAS